The cells of my life (Mis móviles)

¿A ninguno os ha pasado que desde hace años, parece que vuestro tiempo se mide por la cantidad de móviles que habéis tenido? En mi caso, dado que ya empiezo a tener unos cuantos encima, no empecé tan temprano a tener un teléfono móvil como podría suponerse, ya que cuando era más joven, eso de los móviles era algo que prácticamente la gente ni sabía que existía.

Pero desde hace tiempo, parece que la canción Time of My Life de aquí debajo, debería ser Cells of My Life.

Todo esto viene a que me ha tocado llevar a cambiar la batería a mi móvil actual, ya que como no tiene batería extraible, y estaba en garantía, no me la iba a jugar yo a cambiarla por mi cuenta. Antes de llevarlo a reparar me plantee cambiarlo, pero por ahora va bien, y aunque ya le tenga echado el ojo a un Z5 Compact, el dinero que cuesta no se encuentra demasiado a mano. Y de repente me dio por hacer memoria de todos los móviles que han pasado por mis manos, así que aquí tenéis mi Cells of my life.

Nokia 5110

nokia-5110Antes casi de empezar, tengo que decir que yo antes era lo que se podía llamar un nokiero acérrimo, me encantaban tanto como su diseño, software y sobre todo que eran más duros que una piedra, así que como no podía ser de otra forma, mi primero móvil fue un Nokia.

El Nokia 5110 probablemente fue uno de los dispositivos que más empezaron a difundir la telefonía móvil entre el pueblo llano. Su botón central fue un gran acierto, que Nokia implemento en todos sus grandes móviles.

Para mi fue el primer móvil, pero fue compartido, ya que era el teléfono de empresa de mi madre, pero que terminábamos usando todos en la familia, por lo cual no fui yo el único propietario exclusivo de este terminal, y no estuvo mucho tiempo entre nosotros.

Nokia 3210

Nokia_3210

De este móvil si que puedo decir que fue mi primer móvil de uso exclusivo por mi. Lo conseguí al dar de alta un nuevo número en vomistar y del cual guardo un recuerdo increíble, a parte de guardarlo a día de hoy físicamente también.

Tengo que añadir, que extrañamente, este móvil era libre, cosa que nos vino bien más de una vez a mi familia para poder usarlo cuando los suyos decidían morir.

Sus carcasas intercambiables hicieron de este móvil un pelotazo de ventas enorme, a parte de que, si no recuerdo mal, fue el primero teléfono móvil sin antena externa, lo que le daba un acabado absolutamente genial.

Y si esto sabe a poco, este móvil, es probablemente el más duro de todos los que he tenido, ya se podía caer al suelo todas las veces que quisieras, que solo acababa con un pequeño arañazo y funcionando perfectamente.

Nokia 8210

Nokia_8210Señoras y señores, con todos ustedes, ¡El Nokia 8210!

Para este móvil no cabe una presentación de otro tipo. Sin ninguna duda este ha sido (Y es) mi móvil favorito. Tanto es así, que a día de hoy, aun lo tengo guardado, y LO USO cuando mi móvil principal decide morir, o tengo que llevarlo a reparar. El único problema que me dio este móvil, fue que la batería se hinchó y tuve que comprar una nueva, y de eso ya hace muchos años.

Me lo compré el año que entré en la universidad, en un viaje que hice a Andorra. La gente no hacia más que decirme que ya estaba obsoleto, que iban a salir al mercado móviles mejores, etc… pero yo ya me había enamorado, y salí de la tienda con el debajo del brazo. más feliz que una perdiz. Además este fue mi inicio con los móviles libres, ya que no fue a través de ningún operador por puntos ni renovación ni nada por el estilo.

Su minúsculo tamaño se me hizo perfecto, ya que yo no suelo llevar bolso/mochila/maleta/loquesea, y en el bolsillo casi ni notaba que lo llevaba (Tan poco lo notaba, que más de una vez me pegué un susto gigante al pensar que no lo llevaba en el bolsillo y lo había perdido). Además, sus carcasas intercambiables hicieron que fuera un pelotazo de ventas enorme, y con razón. Para mi, sin ninguna duda, el mejor trabajo que he visto de Nokia hasta la fecha.

Nokia 6610i

nokia-6610iResulta extraño que no cambiase de móvil hasta este, ya que pasó muuuuuucho tiempo entre uno y otro, pero como dije, el 8210 fue algo que me marcó.

Con este terminal volví al redil de renovar el móvil con el operador que yo tenia con los puntos acumulados. No tengo un recuerdo muy especial de el, ya que no destacaba especialmente en nada (La cámara era una porquería, el software seguía exactamente igual, el sonido no era muy bueno…), pero comparado con las funciones de mi querido 8210 que tenia tonos de llamada bastante pobres, pues fue todo un avance.

Este móvil, pasó a manos de mi luser cangrejo cuando yo me compré uno nuevo, y a la semana, el muy manazas rompió la pantalla de una caída. Manazas que tiene uno por familiares…

Nokia 6126

Nokia_6126Cuando me renové mi móvil por punto de nuevo, la gente se extrañó que tirase por una de tapa. La cosa es que me llamo la atención, y tenia muy buena pinta, cosa que luego confirmé.

La pantalla que tenia en la tapa, lo hacia perfecto para ver que estabas escuchando de música, quien te llamaba o incluso para hacerse una autofoto (Eso que ahora les ha dado por llamar selfie a la gente, pero que se lleva haciendo desde que existen las cámaras de fotos).

Los móviles en esta época, ya estaban creciendo de tamaño poco a poco debido a sus pantallas, pero al ser de tapa, se hacía lo suficientemente pequeño como para entrar perfectamente en el bolsillo (En este punto creo que ya habréis notado mi obsesión con los móviles pequeños. Pues es solo el principio…).

Lo heredó también un familiar mio, y a la semana ya estaba rota la tapa de la batería. Vamos, siguiendo en su linea…

Nokia 5800 XpressMusic

Nokia_5800Con este móvil empezó mi transición definitiva.

El Iphone ya había salido y estaba siendo un pelotazo enorme, pero a mi no me terminaba de convencer, yo seguía siendo un nokiero hasta la médula, y este Nokia 5800 me atraía como un imán de neodinio. Así que me fui a la tienda de mi operador, con mis puntos en la cuenta, y a renovarlo se ha dicho. Peeeeeero, los muy cabro*** me querían endosar una tarifa de datos de 15 euros que yo no quería ver ni en pintura. Así que volví a mi casa echando humo por las orejas, me metí en Internet, lo compré libre en la tienda de Nokia, y justamente después, me metí en la web de una de las nuevas operadoras virtuales que estaban saliendo, a darme de alta. Se acabó el robo con tarifas abusivas que me estaban metiendo por el mero hecho de darme móviles “gratis”.

Era mi primer Nokia con el sistema operativo S60, y aunque al principio era un poco soso, con las actualizaciones mejoro muchísimo, y quedé encantado. Lo único malo que se le puede achacar a este móvil es que la pantalla táctil era resistiva, y que al final de su vida, el software iba un poco a tirones (Tampoco se le podía pedir más al pobre).

Lo volvió a heredar mi luser cangrejo, que perdió el lápiz y la funda que venia con el (Aunque extrañamente no lo rompió), y después lo heredó pichón desinteresado, que a los 10 minutos de tenerlo y salir de casa, se le cayó al suelo, y se cargó la pantalla. Creo que soy el único no-manazas de la familia.

HTC Desire

HTC_DesireSintiéndolo mucho, tuve que divorciarme de Nokia, Google me estaba llamando a grito pelado, y no pude resistirme.

En el MWC de 2010, anunciaron el HTC Desire con esa capa llamada sense, que me hipnotizó sin remedio. Ya había visto móviles con Android (El HTC Magic era una preciosidad), y me quedé encandilado con las posibilidades que ofrecía, así que tuve que decir definitivamente adiós a mis queridos Nokia.

Fue un teléfono que me metió de lleno en el mundo de Android tanto, que incluso antes de comprarlo, ya había programado alguna pequeña aplicación para Android.

Su pantalla AMOLED, el botón central de desplazamiento y su grosor, era algo genial comparado con lo que había en ese momento.

Por desgracia Android empezó a crecer muyyyyy rápido, y la escasa memoria de este móvil, hizo que me metiera en el mundo de las roms, acabando en una que me encantó: MIUI, que fue un paso decisivo para cambiar de terminal.

Este móvil volvió a pasar por manos de mi luser cangrejo, y luego de pichón desinteresado, pero extrañamente, no murió, volvió a mi (Con algún rasguño de más) aun funcionando, y lo tengo todavía en casa.

MiOne+

MI-ONE_plusSi con el 8210 tuve un flechazo, con este fue algo parecido.

Al haber trasteado con la rom MIUI en el HTC Desire, entre en el mundo de la genial rom china, y vi casi en directo el anuncio de este móvil.

Flechazo instantáneo se le podría llamar. ¿Un móvil con prestaciones punteras, y por ese precio? Tenia que ser mio. Y así fue. Me costó un poco más de que lo debería, ya que por entonces Xiaomi no era el gigante que es ahora mismo, y ninguna tienda online lo vendía tan fácilmente, así que tuve que tirar de eBay y pagar un poco más. ¡Pero vaya que si mereció la pena!

La gente cuando les decía que tenia un móvil chino, se quedaban mirándome con cara rara, como pensando que demonios hacia yo con una patata de una empresa que no conocía ni el tato, sabiendo como era yo de exigente con los móviles.

El tiempo me ha dado la razón, y al final mucha gente de mi alrededor, gracias a que se enteraron de que yo tenia un “miaumiau”/”mimimi” han acabado ellos, con teléfono de Xiaomi de generaciones posteriores.

Este móvil, fue sacrificado en pos del siguiente que compré: Lo vendí para sacarme un poco de dinero y poder comprar más barato el que quería.

Sony Xperia Z1 Compact

sony_xperia_z1_compact_limaY llegamos al día de hoy.

Como os dije anteriormente, me obsesiona el tamaño del móvil. Necesito llevar el móvil en el bolsillo sin que se salga de el, y dada la tendencia actual del mercado a hacer pizarras de colegio con posibilidad de hacer llamadas, me costó encontrar una nueva opción viable. De esto ya os hablé largo y tendido en el post sobre mini móviles, así que no me extenderé mucho sobre ello.

Este Z1 Compact era un móvil de gama alta, en un tamaño reducido, con posibilidad de microSD: Justo lo que buscaba. El único inconveniente es que no tiene batería extraible. Es una tendencia del mercado que no me gusta demasiado, pero pasé por el aro (Y ahora he sufrido las consecuencias: La batería después de año y medio se degradó tanto, que se me podía apagar en cualquier momento, y he tenido que llevarlo a cambiar. Por suerte el cambio de batería estaba incluido en la garantía, y ha sido más el perjuicio de tener que llevar y traerlo al servicio técnico, que otra cosa), y ha sido una excelente elección. Tan buena elección, que el próximo año, lo renovaré (Ya que SONY ha dejado de darle soporte oficial a las nuevas versiones de Android a partir de la 6.0), y compraré un Z5 Compact.

Y con esto acaba mi Cells Of My Life. Espero que os haya sido entretenido, y como postre para los que eran nokieros como yo, os dejo una imagen de todos (O casi todos) los Nokia clásicos ordenados cronológicamente (Pulsad en la imagen para poder verla bien).

Si alguien se anima a comentar por aquí su Cells Of My Life podremos ver como ha ido creciendo la gente poco a poco.

moviles-nokia

 

Vivir a través de una cámara

Después de una semana de vacaciones en la que no he parado de un lado para otro, me he dado cuenta de una cosa, que empieza a ser demasiado habitual en la gente.

Como ahora todo el mundo lleva un móvil con cámara, lo de hacer fotos es un gesto de lo más habitual para cualquier persona. Lo malo de esto es que es demasiado habitual.

Atardecer a través del movil

Cada vez que voy de vacaciones $LaQueIntentaSaberDeEsto se tira más de la mitad de las vacaciones haciendo fotos, y cuando llegamos a casa, tiene almacenadas entre móvil y cámara, unas 1500 fotos por semana.

Ahora seamos sinceros: De todas las fotos que hacéis estando de vacaciones ¿Cuantas volvéis a ver más de una vez? Estoy seguro de que la mayoría de veces la respuesta es 0. Y si es alguna más, es porque os habéis dedicado a subir fotos a alguna red social y presumir de vuestras vacaciones perfectas pasadas por filtros de postureogram buscando unos cuantos me gusta sin sentido. ¿En serio os merece la pena perder tanto tiempo para tirar fotos desde distintos ángulos a una pelusa que rueda en una esquina de la plaza de un pueblo de diez habitantes?

Este hábito que está cogiendo la gente no es para nada saludable, ya que terminas invirtiendo el tiempo de tus vacaciones en hacer fotos en vez de estar disfrutando realmente de tu tiempo. No digo que no se deba hacer fotos estando fuera, es bastante recomendable, sobre todo si se ve algo interesante, y merece la pena sacar el móvil para hacer una foto. Pero esto es sano, solo si es en momentos puntuales, y no pararse cada cinco segundos para tirar una foto a lo mismo, con distinto ángulo, y después empezar de nuevo el proceso con otra cosa.

Al final la gente no se da cuenta, pero lo que realmente importa de unas vacaciones son los recuerdos que tienes. Y los recuerdos que se tienen siendo así, no son los recuerdos de los sitios donde estuviste, sino el recuerdo de ti, haciendo fotos de los sitios donde estuviste. Al final lo único que recordaras, es que cada minuto no conseguías el enfoque adecuado ni el brillo suficiente, lo que lleva a que tu recuerdo del sitio donde estuviste, es de ti, haciendo fotos al sitio donde fuiste, no del propio sitio en si mismo.

Lo peor de esto, es que no solo se aplica cuando estás de viaje, sino prácticamente en cualquier situación. El llevar un móvil con cámara es tan cotidiano, que la gente vive su vida directamente a través de una cámara. Y lo que es peor, vive a través de una cámara, para poder mostrar su vida a través de las redes sociales para aumentar su ego.

Así que, por favor, si estáis en un sitio que realmente merezca la pena, tirad un par de fotos como mucho, y disfrutad del sitio sin tener que verlo a través de una pantalla, que además la gente que va con vosotros, también acaba harto de tener que esperar 10 minutos a que acabes de inmortalizar la mosca irrelevante que estas intentado fotografiar.

La pereza del móvil

Hace ya unos meses cree un blog para $LaQueIntentaSaberDeEsto para que los días en la mayor empresa de España se le pasaran algo más amenos, y en un futuro pudiera tener una carta de presentación 2.0 (Eso que tanto gusta a los de recursos pseudo-humanos). Ya que estaba también, le dije que abriera algunos perfiles en redes sociales para darle un poco de bombo a lo que escribiese y que la gente fuera conociéndolo.

Lo malo de esto, es que $LaQueIntentaSaberDeEsto parece que no entiende lo que le digo del todo, ya que justamente lo está haciendo al revés: En vez de escribir mucho en el blog y publicarlo por redes sociales, se dedica a publicar multitud de cosas en redes sociales, pero a escribir nada en el blog, con la consecuencia de que el wordpress lleva cogiendo polvo desde hace meses sin ninguna entrada nueva, mientras que en postureogram, no hace más que colgar fotos día si y día también sin relación alguna con el blog.

Y… ¿Qué tiene que ver todo esto con el título del post? Os preguntareis. Viene a que el problema de todo esto, es el maldito móvil. Está tan enganchada a él, que lo de encender el PC y ponerse a escribir algo, es como si tuviera que hacer tres iron man seguidos, y justo después escalar el Everest marcha atrás, con los ojos vendados y cantando el lalala.

Lo malo es que no es solo a ella a la que se le ha soldado con adamantium el móvil a la mano, la gran mayoría de gente está igual. Esto no sería malo si se usase con un poco más de cabeza, peeeeeero, la gente, en general, no usa la cabeza (Esto es un hecho). Se han convertido en simples zombies de Internet. Y esto viniendo de alguien que se pasa muuuuuchas horas pegado a una pantalla por su trabajo y por afición, ya es mucho decir.

iZombie

El scroll infinito del postureogram viendo fotos, pulsando en me gusta (Nunca he entendido lo del me gusta ¿Pagan por la cantidad de me gusta recibidos? Como programador entiendo el sentido, recopilar datos de personas en plan Gran Hermano para luego bombardearle con publicidad hasta la saturación, pero como usuario, los me gusta sirven para… yo que se!) sin sentido alguno, es exactamente como ponerse delante de la tele con programas del corazón y vaciar la cabeza de cualquier pensamiento que puedas tener, hasta que estés enganchado.

Por eso mismo ahora usar cualquier otro aparato que no sea el adorado móvil está descartado, lo que implica que si necesitas hacer algo con el PC, no lo harás porque te da pereza no poder hacerlo con el móvil. Vale, que si, que se puede escribir un post en wordpress desde el móvil con la aplicación, pero intenta tu darle un poco de formato al post desde un móvil para que tenga sentido, y luego me cuentas cuantas neuronas has perdido por el camino, antes de desistir en tu empeño. La cosa es que antes, como no había móviles-más-inteligentes-que-tu no te quedaba más remedio que ponerte delante de un PC, y ya estando ahí, la pereza se reducía para poder crear algo más elaborado. Pero como todo, los tiempos cambian.

¿Qué consecuencia tiene esta pereza móvil? Que al final el contenido que se genera, es un contenido insulso, temporal, que una vez visto, nunca jamás te acordarás de ello, y que como intentes buscarlo de nuevo, te costará más que levantarte un día de invierno de debajo de la manta; mientras que si escribes un post con contenido organizado, con sentido, la gente podrá volver a el para ver la información mucho más rápido, por no decir que, con un blog puedes llegar prácticamente al 100% de la gente que use Internet, mientras que con las redes sociales, no podrías tener el mismo alcance, ya que (aunque parezca que no es así ahora mismo) no todo el mundo usa las redes sociales.

Así que queridos iZombies ¡SOLTAD DE UNA PUÑETERA VEZ EL MÓVIL! ¡Que lo usáis ya hasta para bañaros! Dadle un poco más a las neuronas, y en vez de consumir ciber-cotilleos cread algo con un poco de más de sustancia que un Me gusta y un comentario de “xD”.

¿Qué compro, un PC o un tablet?

Tablet-vs-PC

Últimamente cada vez que empieza de nuevo el colegio, me preguntan ¿Que compro, un PC o un tablet? El nuevo curso es la excusa perfecta (Excusa, porque casi le viene mejor a los padres que a los niños) para hacer actualización de tus equipos informáticos de casa.

Esta duda surge básicamente, porque ahora la gente tiende a pensar que con un smartphone se puede hacer de todo, y al fin y al cabo ¿Qué es un tablet sino un smartphone con más pantalla? Por eso se tiende a pensar que un tablet puede ser la solución idónea para hacer todo tipo de tareas. Lo malo es que, un tablet y un pc, poco tienen que ver hoy en día.

Aquí tenéis una lista de pros a favor de cada uno:

Tablet:

  • Prácticamente es una extensión de tu móvil.
  • Si lleva el mismo sistema operativo que tu smartphone, probablemente tengas los datos sincronizados entre los dos dispositivos.
  • Fácil de transportar.
  • Una buena forma de leer libros si no tienes un e-reader.

PC:

  • Puedes elegir que sistema operativo ponerle (En la mayoría de los casos).
  • Si es un PC de sobremesa, podrás tenerlo al día solamente con ir sustituyendo componentes. En un portátil también se puede, pero no es tan sencillo.
  • Los juegos en PC pueden llegar a ser asombrosos.
  • Versatilidad para poder hacer cualquier cosa que necesites.

Os podría también una lista de los contras de cada uno, pero intentaré que lo veáis por vosotros mismos mientras os explico cual es mi respuesta cuando me consultan que deberían comprar.

Para mi la respuesta es bastante fácil: Un PC

Si te haces esa pregunta, y el objetivo es para usarlo como equipo principal, simplemente no puede haber duda, tiene que ser un PC, sí o sí. Intenta escribir cualquier documento, o rellenar una hoja de cálculo con fórmulas incluidas desde un tablet. Y eso solo respecto a la hora de ofimática, porque si hablamos de edición de fotos, vídeo, o incluso programar, el que siga teniendo dudas es que está ciego.

Un tablet es casi exclusivamente para consumir contenido, pero a la hora de generar tú, el contenido… ufff solo de pensar en escribir documentación desde un tablet con su teclado táctil, me da un infarto cerebral. Muchas veces me cuesta escribir un correo desde un tablet como para tener que escribir cualquier documentación.

Así que si realmente queréis comprarle a vuestros hijos un aparato con el que realmente pueda ser eficiente a la hora de estudiar, o hacer trabajos, no os lo penséis siquiera -> PC

El tablet puede ser un buen complemento para cuando necesitas mostrar contenido, leer el periódico online, un libro, o incluso algún juego chorra, pero nunca podrá sustituir a un ordenador en lo que a versatilidad se refiere. Y si la portabilidad es un problema, porque también puede necesitarse para llevarlo por ejemplo a la universidad, lo mejor es optar por un portátil, que aunque te pueda durar menos años que un sobremesa, ya que no puedes mejorar componentes a la ligera (Imagínate que necesitas una pantalla un poco más grande ¿Como consigues eso con un portátil? He ahí lo que te tienes que plantear), siempre podrás tener toda la potencia vayas a donde vayas.

Dentro de un tiempo puede que las futuras generaciones no sepan ni manejar un ratón, ya que están creciendo con las pantallas táctiles hasta en la sopa, y lo de ponerse con un teclado a escribir les cuesta una barbaridad, la cosa es que antes o después tendrán que darse cuenta por ellos mismos, que con un móvil/tablet no se puede hacer todo, tan bien como con un buen PC.

Por supuesto esto no solo se aplica para vuestros hijos, tener un PC en vuestra casa es una enorme ventaja para toda la familia, dado que puede, que no solo se necesite para estudiar, sino también para trabajar, o incluso ocio, con lo que tendréis a vuestra disposición un elemento altamente versátil.

Para acabar, una recomendación: Si compráis el PC, “solo para estudiar”, no os lo penséis dos veces, olvidaos de lo que lleve preinstalado y metedle una buena dosis de pingüino y os evitareis que el ordenador se os degrade a la velocidad del rayo. Además no hay tantos juegos disponibles para el (Aunque steam está empezando a despegar en esta plataforma), que puedan distraer si realmente se necesita exclusivamente para el estudio. En serio, si lo hacéis, no os arrepentiréis, la gente que lo prueba sin haberlo visto en su vida, queda siempre encantada cuando se lo instalo, así que dadle una oportunidad.

¿Qué móvil me recomiendas comprar?

He aquí una de las grandes dudas de los últimos años. Muchas personas han sustituido su PC casi por completo con su móvil, y lo usan a diario, así que por desgracia he tenido que escuchar esta pregunta bastantes veces (Sobre todo en navidades y cumpleaños).

Antes de nada, decir que mi respuesta a la pregunta no será en ningún caso Iphone. Mi trabajo, y mi mentalidad hacen que no recomiende a nadie comprar un Iphone. Una máquina en la que no puedas trastear con ella lo que quieras a tu gusto, y tener que bailar al son de una empresa que te cobra hasta por respirar, jamás ha ido conmigo. Puede que funcione muy bien, no lo niego, pero ni en sueños se lo recomendaría a nadie, a no ser que fuera un pijo con pasta y sin idea de nada, que solo tenga ganas de ir presumiendo de tener un cacharro con una manzanita. Y por suerte para mi, nadie de esas características se atrevería a preguntarme que móvil podría comprarse.Pijo

Cuando les pregunto para que van a usar ese móvil nuevo que quieren, me suelen decir siempre lo mismo: Para guachap y ver alguna página web. No son unos requisitos muy altos ¿Verdad? ¡MENTIRA! Si alguien te dice que solo lo quiere para eso, lo que realmente significa es: Guachap, navegar, ver vídeos, jugar, abrir documentos, feisbuk, fotos de alta resolución, realidad aumentada, reproductor de mp3, reconocimiento de canciones, y un largo etcétera que prefiero no nombrar.

Luego pasa lo que pasa “Este móvil que me recomendaste es una mierda, no consigo hacer que funcione el acelerador de partículas bien, ni a patadas” Fallo mio, confundí guachap, con intentar calcular todos los decimales del número pi -> Primera razón por la que intento no tener que decidir por alguien, que móvil comprar.

Una vez superada esta barrera, te empiezan a poner requisitos que quieren para su nuevo móvil: Que funcione rápido, con mucha memoria, una pantalla muyyyy grande, una buena cámara, y sobre todo que sea barato. Esto está chupado, la respuesta es sencilla: Un unicornio. Si, un unicornio, con esos requisitos solo pueden tener un unicornio. Pero a ver alma de cántaro, ¿Acaso conoces algún maquinón con pantalla gigante, que no falle ni a patadas, y por 150 euros o menos (Suponiendo ese precio como barato)? NI DE COÑA. Si quieres cosas imaginarias e imposibles, hay más probabilidades de que puedas comprarte un unicornio, que un móvil de gama alta y barato. Imagina que te compras un portátil nuevo por 150 euros, ¿A que no esperarías poder jugar al batelfil 5000 con los gráficos a tope? Pues lo mismo, pero aplicado a móviles -> Segunda razón por la que no debéis decidir un teléfono para otra persona.

Últimamente estoy viendo muchos móviles de la marca BQ, que son relativamente baratos, y parece que funcionan en condiciones. Digo parece porque “solo” lo parece. Yo tengo un BQ de 3.5 pulgadas, que os juro que solo uso para el correo, llamadas de una parte a lo que me dedico, y mensajería instantánea (No, guachap no, de eso intento usar lo menos posible. Ya profundizaré en otro post que tengo pendiente). Y obviamente siendo un dual core, pues va bastante bien para lo que le pido. Pero claro, los de “gama alta” (Véase de 4.5 y 5 pulgadas), teóricamente tienen que ser misiles a prueba de rayos láser, bombas atómicas y lo que le echen con el hardware que llevan (Dual core o quad core, ram en condiciones, memoria interna de sobra…). Lo malo, es que NO funcionan como tal. He tenido en mis manos dos de esos teléfonos, y los acabados son bastante pobres. No por el diseño en si mismo, sino porque es plástico del malo, que tiene pinta de romperse en cuanto lo dejes sobre la mesa un poco más rápido de lo normal. Y no acaba ahí, el trabajo software detrás de ellos deja mucho que desear. El de 4.5 pulgadas que probé, le fallaba el GPS hasta que no se actualizo por tercera vez, y el WIFI, no conectaba por un amplificador de señal que tenemos, y que jamás había dado problemas. Lo único que oigo de boca de su propietario son cosas malas y que cada día va peor. El de 5 pulgadas es otro cantar, debería ir perfecto con un quad core y 16 GB de memoria interna. Pues a los dos días de comprarlo, en las llamadas, el micrófono dejó de funcionar, y no se oía nada al otro lado. Una joyita vamos. Pero lo peor de esos móviles es que la batería tarda en cargar entre 5 y 6 horas, algo absolutamente inaceptable para un smartphone hoy día.

A lo mejor alguien que busca un teléfono de gama alta podría aceptar todo esto, pero sintiéndolo mucho, yo no pago ni un euro por algo que funciona así. Obviamente BQ es una marca joven en smartphones, y aprenderá con el tiempo, pero claro está, sus precios también subirán, y dejarán de ser lo que son.

Ahora es cuando llega la vuelta de tuerca. Un móvil de gama muy alta “relativamente” barato (Por 200 y pocos euros) existe. Pero no se le puede recomendar a alguien que te pregunte que móvil debe comprarse. Me estoy refiriendo a marcas chinas, como Xiaomi o Meizu. Estas empresas venden smartphones de muy alta calidad, que funcionan realmente bien, y son baratos. Pero claro está, son empresas chinas, que solo venden en China, y conseguir un móvil de ellos, puede ser una odisea, ya que hay que rebuscar por paginas web que te lo importen a Europa, y por algo más de precio del original. Yo personalmente uso un Xiaomi como principal terminal, y estoy encantado con el. Me costó conseguirlo varios meses, y pagar un poco más de lo que valía, pero mereció la pena. Muy bueno tiene que ser un smartphone para que me convenza y dejé de lado mi móvil actual.

¿Que pasaría si se le recomendara comprarse un móvil Chino a alguien? Lo primero, te endosaría a ti el marrón de comprarlo ya que tú sabes de esto, y ellos no quieren mover un dedo. Lo segundo es que como se le estropee el móvil a esa persona, no puede llevarlo a la primera tienda que pille para repararlo estando en garantía, ya que para ello hay que mandarlo a China, y os puedo asegurar, que la persona a la que se lo recomendéis, os endosará de nuevo el marrón de hacerlo a vosotros.

Con esto quiero decir, que cada vez que os pregunten que móvil pueden comprarse (Y teniendo en cuenta, que quedar como un borde, es algo aceptable), lo mejor es responder: El que te de la gana. Ni un solo quebradero de cabeza, y no os volverán a preguntar nunca más. Problema solucionado.

PS: En el post he descartado los Windows Phone implícitamente. Está muy verde aun, y siendo desarrollador como soy, los únicos smartphones que podría comprarme/recomendar son Android. Pero claro, esto es solo una opinión mía.